Parece que estas offline. Que significa esto?
Vas a continuar viendo la app pero no se actualizará hasta que te conectes a internet.
unmdp
estudiantes
Institucional

Un 2021 de crecimiento positivo para la Red de Estudios Ambientales Bonaerenses MDP

Tiempo de lectura aprox.

La Red de Estudios Ambientales Bonaerenses finaliza un año muy positivo en cuanto a consolidación y avances. Tomas Luppi y Leonardo Curatti, coordinadores de la RED e investigadores del CONICET comparten con el CONICET Mar del Plata el balance de un año de mucho trabajo.

La REAB Nodo Mar del Plata (REAB-MDP) y su zona de influencia inició su organización en noviembre del 2018, mientras que su estructura interna y representantes formalmente fueron convalidados por CONICET Central en julio del 2020. En la actualidad, la REAB Mar del Plata cuenta con la adhesión de más de 250 miembros, principalmente del sistema científico local, y con lugares de trabajo en las Unidades Ejecutoras del CCT-CONICET Mar del Plata y de la Universidad Nacional de Mar del Plata.

La REAB-MDP conformó grupos de trabajo de especialistas en torno a proyectos solicitados por distintos organismos gubernamentales que se canalizan desde la coordinación general de la REAB, y proyectos que surgen por iniciativa propia del Nodo regional que, en su mayoría, se enfocan a problemáticas ambientales locales.

Además ha desarrollado proyectos y presentado informes técnicos de asesoramiento, algunos de ellos aún en ejecución, por solicitud de distintos entes gubernamentales como el Senado de la Provincia de Buenos Aires, y los Ministerios Público Fiscal y de Medio Ambiente de la Nación. Esto posibilita a la comunidad una participación más activa y jerarquizada, basada en el uso del conocimiento científico de referentes académicos para la toma de decisiones políticas y administrativas de gran impacto en la sociedad.

Asimismo, la REAB-MDP ha impulsado proyectos por iniciativa propia, tales como la realización de informes técnicos de relevamiento del conocimiento científico específico sobre el estado de la contaminación regional en playas, por agroquímicos y por arsénico. Este proyecto integrativo ha logrado unificar criterios de análisis e identificar áreas vacantes para la profundización de investigaciones que puedan redundar en una mejora de la calidad de vida en la región.

Los coordinadores manifiestan estar muy satisfechos con los logros alcanzados por la REAB-MDP desde su conformación hasta el momento y se muestran muy entusiasmados con el potencial de crecimiento cuali y cuantitativo de esta forma alternativa de trabajo en red que aporta diversidad organizacional, sobre todo con la integración multidisciplinaria para el abordaje de temas complejos y de especial interés local y regional. “Este modelo de trabajo nos ha permitido consolidar vínculos preexistentes e iniciar nuevas colaboraciones, principalmente en el entorno del CONICET Mar del Plata y la Universidad Nacional de Mar del Plata, pero siempre conservando un espíritu de apertura plena a la integración de otros actores de la sociedad en general”, detalló el coordinador de REAB-MDP Leonardo Curatti, quien además es investigador principal y director del Instituto de Investigaciones en Biodiversidad Y Biotecnología (INBIOTEC-CONICET).

“Como Coordinadores consideramos que la Red ya está consolidada, a juzgar por el número de logros significativos que se han alcanzado en un corto periodo de tiempo, gran parte del mismo transcurrido en situación de pandemia”, expresó Tomás Luppi investigador principal del Instituto de Investigaciones Marinas y Costeras (IIMyC, CONICET-UNMDP) y también coordinador de REAB-MDP.

Los investigadores consideran que no hubiera sido posible avanzar de manera eficiente sobre el abordaje de estos temas si no se hubiera contado con la estructura administrativa de la REAB en general y la coordinación ejecutiva de la REAB-MDP, en particular. La red local desplegó su capacidad de trabajo mancomunado para facilitar el intercambio de información, promover la cohesión y creación de nuevos lazos multidisciplinarios de investigadores provenientes de una gran diversidad de instituciones y con distintos grados de avance de sus carreras académicas. “Creemos que los sinergismos que se esperaban de este tipo de integración han incluso superado las expectativas optimistas y han justificado plenamente la incorporación del CONICET Mar del Plata a la REAB”, manifestó Curatti.

Curatti y Luppi consideran que el proyecto fue posible gracias a la participación de Karina Miglioranza, Juan Pablo Isacch, Laura Zulaica y Vera Álvarez y al secretario ejecutivo Matías Cánepa. “Queremos agradecer a una gran cantidad de personas que han participado de distinta manera en las actividades propuestas por la REAB-MDP y han enriquecido este espacio con sus conocimientos, vocación de servicio a la comunidad, y la mejor predisposición para el trabajo en equipos multidisciplinarios”, agregó Luppi.

Además la REAB-MDP logró llevar a cabo proyectos de comunicación pública de la ciencia en torno a cuestiones medioambientales locales, y se ha obtenido financiamiento específico para los mismos. Es de destacar que uno de estos proyectos está pensado en el contexto de la REAB a nivel provincial, lo que permitirá aprovechar esta estructura jurisdiccional del CONICET en la Provincia de Buenos Aires para llevar de manera itinerante nuestra muestra a los 5 Nodos provinciales para multiplicar la divulgación de las investigaciones medioambientales que llevan a cabo en Mar del Plata.

”Esperamos que la experiencia de la REAB-MDP pueda ser inspiradora para incentivar y promover la implementación de esta forma de trabajo para el abordaje de otros temas complejos de interés local”, concluye esperanzado Curatti.

Desarrollado por el Departamento Centro de Cómputos