Sábado 23 de Marzo de 2019 - Mar del Plata, Argentina
 03.23.19 
Publicado el Jueves, 29 Noviembre 2018 14:30

Para una clínica de las fallas del lazo


El próximo viernes 30/11 a las 17hs. se llevará cabo la presentación del libro "Seres únicos seres excepcionales. Para una clínica de las fallas del lazo" en el Aula 20, de la Facultad de Psicología de Funes 3350.

Seres únicos seres excepcionales. Para una clínica de las fallas del lazo.
Autora/ Liliana Falfani

 

Las fallas que nos ocupan aquí son aquellas que imposibilitan el lazo social, el poder habitar un mundo compartido con otros. Desde nuestra perspectiva sería necesaria una singular posición del analista. La dificultad para operar con significantes puede llevar a consolidar su palabra  como proveniente de  un Otro sin barrar, del cual surgiría una palabra única arrasadora.

Será conveniente que un analista opere en transferencia, acompañando, sosteniendo y ofreciéndose como pequeño otro es decir un otro cualquiera que no detente un lugar de saber.

El "ofrecerse" desde el lugar de un semejante convoca todo tipo de objeciones que ya han sido planteadas desde la más temprana teoría psicoanalítica. Sin embargo este trabajo intentará concluir que hay un modo de sostener esta afirmación. Se propondrá a través de recorrer las nociones tales como las de la de inconsistencia del Otro, la invención, y la llamada "posición femenina" en la transferencia.

El saber del analizante se podrá desplegar si la posición del analista posibilita el alojamiento de aquello que ha sido tan mal visto/dicho. En el punto de vacío, donde lo fálico y la castración no están en juego, donde la ley paterna no funciona, donde no hay maestro que plantee una ley, la posición de Lamujer puede dar lugar a "la invención", verdadero horizonte del discurso analítico, y es en este lugar donde nos interesa situarnos en nuestra práctica.

























La presentación de Seres únicos seres excepcionales. Para una clínica de las fallas del lazo estará a cargo de Benjamin Domb, Andrea Ferrero y Horacio Martínez.